Existen múltiples factores que pueden condicionar la seguridad de una carga y la integridad del packaging que la protege. Aplicar el testeo de carga implica tener en cuenta cómo estas amenazas pueden afectar al sistema packaging+producto para así planear sistemas más seguros. 

Te contamos qué es el testeo de carga, las ventajas de aplicarlo y compartimos ejemplos de los tests de cargas más indicados para algunas industrias concretas. 

¿Qué es el testeo de carga?

El testeo de carga consiste en una serie de ensayos y simulaciones de las contingencias que pueden amenazar la integridad de la carga y el packaging durante el ciclo de distribución. 

Las empresas que realizan estos load test acceden a información que les permite diseñar un packaging seguro, capaz de soportar estas amenazas. 

Las pruebas de estrés puede dirigirse a evaluar el rendimiento de un packaging ante dos tipos de amenazas: 

  • Contingencias mecánicas, como golpes, vibraciones, caídas o compresión. 
  • Amenazas climáticas que pueden poner en peligro el packaging y su durabilidad, como una excesiva humedad o temperaturas extremas. 

Los tests de cargas consiste así en poner a prueba el sistema packaging+producto en un entorno de laboratorio para comprobar que será capaz de soportar estas condiciones y eventualidades antes de enviarlo al ciclo de distribución real.

 

Las ventajas del testeo de cargas

El packaging se ha convertido en un elemento esencial más allá de su labor estética y de branding. Un packaging defectuoso o inadecuado puede conllevar pérdidas económicas, además de generar clientes descontentos. Por ello,  las empresas encargadas del diseño de packaging, ya sea a nivel primario, secundario y sobre todo terciario,  son conscientes de la importancia de la stress test application para garantizará que los bienes lleguen en óptimas condiciones tras pasar por el ciclo de distribución.

Si bien es cierto, la aplicación de las pruebas de esfuerzo está indicada para cualquier empresa cuyo modelo de negocio dependa del transporte de bienes. Siendo el load testing esencial, cuando se trata de cargas unitarias paletizadas. 

Para llevar a cabo los tests de cargas  existen varias metodologías, que veremos más adelante, y que permitirán a las empresas obtener una serie de beneficios como son:

Reducción de costes

Los test de cargas permiten a las empresas estudiar y optimizar su packaging para encontrar la solución económicamente más  eficiente. 

Se evitan así situaciones de infra-embalaje (que haga incurrir en gastos por mermas durante el ciclo de distribución) o de sobre-embalaje (que utilice materiales en demasiada cantidad o demasiado caros).

Mayor seguridad

Realizar protocolos de load testing permite a las empresas garantizar que el packaging elegido es el adecuado para proteger a las mercancías desde que el producto sale de fábrica hasta que llega al consumidor final. 

Además de los ya mencionados beneficios económicos, esto implica a su vez una mejor imagen de marca. Es así un beneficio intangible en un contexto en que los mercados cada vez son más competitivos y globalizados.  

Cumplimiento de las normativas

El transporte de mercancías está regido por una serie de normativas nacionales e internacionales, además de estándares y otras iniciativas como el  programa Amazon Frustration-Free Packaging.

Los load test y stress testing permiten a las empresas garantizar que sus sistemas de producto + packaging cumplen con estas normativas y estándares. 

Mejorar la sostenibilidad

La optimización que supone los ensayos sobre las cargas no solo presenta beneficios económicos, sino que además impulsa a las empresas a generar soluciones de packaging sostenible y eco-friendly. 

Esto se traduce asimismo en la capacidad de cumplir nuevas normativas de sostenibilidad y una mejor imagen de marca ante consumidores cada vez más comprometidos e informados. 

Descubra los métodos de prueba más utilizados para lograr la estabilidad de la carga durante el ciclo de distribución

Mejores prácticas en load testing 

El load testing debe tener como objetivo el estudio de un sistema producto+packaging en profundidad. Para ello, es necesario focalizar esta investigación en al menos 3 niveles: 

  • Testeo de laboratorio: se trata del estudio del packaging a nivel global para comprobar que es capaz de resistir las amenazas detectadas en un ciclo de distribución concreto.
  • Testeo de materiales: estos ensayos determinan si los materiales elegidos son los más adecuados para garantizar la seguridad de la carga, siguiendo asimismo un criterio de ahorro económico. 
  • Testeo para una manipulación cómoda: las empresas también deberían comprobar que el packaging diseñado permite un transporte y almacenamiento cómodos. En este punto es posible, por ejemplo, optimizar el tamaño del packaging para que ocupe el menor espacio posible, además de permitir el almacenamiento apilado sin sucumbir a las fuerzas de compresión. 

Metodologías de load testing para tu negocio

Cualquier empresa que se decida a realizar protocolos de load testing debe, en primer lugar, analizar las características propias de su producto, junto con la ruta que seguirán durante el transporte. 

Así, existen test específicos asociados a los diferentes medios de transporte:

  • El stress testing para transporte marítimo deberá tener en cuenta cómo la humedad y la sal pueden afectar al packaging elegido, por lo que se recomienda el condicionamiento climático durante el testeo. Además, es común que ocurran caídas, golpes y movimientos, de modo que son útiles los test de impacto y caída Drop Test. 
  • En el caso del transporte por carretera y tren, además del posible condicionamiento climático por la ruta elegida, es esencial llevar a cabo la simulación de vibraciones
  • El transporte aéreo debe tener en cuenta la simulación de presión atmosférica. 

Además, existen algunos materiales y algunas industrias concretas que están ligadas a ciertos protocolos de load testing determinados:

  • Se recomienda que las empresas que planeen transportar sus productos en cajas de cartón realicen varios test específicos, incluyendo el Edge Crush Test, Burst Strength test y Puncture Resistance test.
  • En el caso del testeo de packaging médico, se recomienda realizar ensayos para comprobar la fuerza del sellado, test para confirmar la esterilidad del packaging, el testeo de la vida útil del packaging y ensayos de condiciones climáticas extremas.
  • En la industria alimentaria es común el uso del packaging flexible, que lleva asociados algunos test incluyendo el Tear testing, Friction testing, Testeo de grosor, Hot tack testing, Hot seal testing, Bending stiffness and resistance testing. 

Además de estos test, el packaging flexible puede ser igualmente sometido a los tests de simulación de transporte

  • El transporte en containers también requiere de un test específico. Destacan los test de temperaturas extremas, el testeo de integridad de cierre en containers y las simulaciones de transporte.

¿Quieres aplicar alguna metodología de load testing para tu negocio?

En Safe Load Testing Technologies ponemos nuestras dos décadas de experiencia en el sector de la optimización de packaging a tu servicio. Nuestras soluciones de simulación y testeo te permitirán obtener un packaging optimizado y seguro, a la vez que reduces tus costes.

Ponte en contacto con nosotros y hablemos sobre cómo podemos ayudarte. 

 

Load stability guide