Dentro del ciclo de distribución, las cargas quedan amenazadas por situaciones como caídas o golpes, que pueden comprometer su seguridad. Ante estos problemas, solo las protege el embalaje. La máquina de caída es una herramienta que permite prevenir problemas durante el transporte y la manipulación de mercancías, ya que simula caídas e impactos y muestra cómo afectan a la carga y al packaging.

La máquina de caída, supone un instrumento de gran utilidad para aquellas empresas cuyo éxito depende de la seguridad de la mercancía en el transporte. La simulación de caída con el equipo Drop Tester para laboratorio de Safe Load TT permite no solo diseñar el embalaje de acuerdo a los más altos estándares internacionales, sino también proponer soluciones para ahorrar costes.

La máquina de caída: qué es

La máquina de caída. permite simular las caídas e impactos rotacionales que pueden afectar a los paquetes durante su manipulación y transporte. La máquina, que también se conoce como «drop tester·,  “free fall tester” o “vertical impact tester”,  simula caídas en plano, en arista y en esquina utilizando la última tecnología.

Al incorporar distintos ángulos en las caídas, incorporar un Drop Tester para laboratorio permite simulaciones más precisas y cercanas a la realidad del transporte de mercancías.

El equipo Drop Tester surge para simular los daños que pueden causar estas caídas e impactos en las mercancías. Se trata de un equipo muy demandado en la industria de la investigación en packaging, que avanza para optimizar los embalajes que protegen la carga.

La máquina de caída: características y puntos esenciales

La máquina Drop Tester de Safe Load TT permite elegir entre cuatro modelos, dependiendo del tipo de carga que se vaya a transportar y de su volumen

  • El modelo SF-DP1200 está diseñado para realizar pruebas con cargas de hasta 1200 kg.
  • El modelo SF-DP600 realiza pruebas con cargas de hasta 600 kg.
  • El modelo SF-DP200 realiza pruebas con cargas de hasta 200 kg.
  • El modelo SF-DP100 realiza pruebas con cargas de hasta 100 kg.

De igual modo, el procedimiento para llevar a cabo la prueba de caída vertical difiere según cada modelo, es decir, si se trata de una carga grande o pequeña.

Así, en el caso de las grandes mercancías, se coloca la carga sobre una plataforma de elevación, empujada por un mecanismo de acción neumático. Cuando la plataforma baja, se embute en el suelo, permitiendo que la carga golpee la superficie de impacto.

Las mercancías más pequeñas, por su parte, requieren de una prueba en la que la carga se coloca sobre unas palas. Éstas ascienden y se retraen para permitir la caída de la carga. El modelo para mercancías más pequeñas permite además poner obstáculos sobre los que impacte la carga.

En ambos casos, el equipo Drop Tester permite incluir un mecanismo de brazo, que posibilita realizar pruebas de caída en arista y en vértice, ampliando las posibilidades de los equipos y facilitando la obtención de resultados más cercanos a la realidad.

Safe Load ha diseñado su equipo Drop Tester de modo que su uso sea intuitivo y sencillo. Por ello, entre otras características, la máquina Drop Tester permite realizar las pruebas de modo manual o automatizado. 

 Así, realizar la simulación con el Drop Tester para laboratorio será tan sencillo como situar la carga sobre la superficie de elevación, seleccionar en la pantalla la altura a la que se deberá soltar la carga y presionar el botón que da inicio al test. 

Por qué necesitas una máquina de caída para laboratorio

La finalidad principal del equipo de la máquina de caída es obtener datos que permitan optimizar el embalaje de las mercancías transportadas.

Un packaging optimizado a través de pruebas de embalaje conlleva dos ventajas:

  • Permite proteger el producto durante su transporte, de modo que es posible elegir el embalaje adecuado para garantizar la seguridad de la mercancía. La máquina Drop Tester es demandada por empresas que necesitan proteger su producto y asegurar que llegue intacto a su destino, asegurando la satisfacción del cliente final.

En este sentido, el equipo Drop Tester es particularmente necesario para simular el transporte de paquetes que contengan mercancías peligrosas, que pertenezcan al sector farmacéutico, o que sean especialmente frágiles. Mediante la simulación de caída libre o de impactos rotacionales, se prevén las contingencias que pueden afectar a estas cargas, y se las protege.

  • Da pie a ahorrar en costes. Hacer uso del Drop Tester para laboratorio posibilita el diseño de un embalaje protector para las mercancías transportadas.

De este modo, se evita un embalaje excesivo, que incurre en gastos innecesarios para la empresa. Asimismo, mediante esta prueba se podrá evitar un embalaje insuficiente, que ponga en riesgo las mercancías y suponga mayores costes por mermas o destrucción del producto durante su transporte.

Además, la máquina Drop Tester es vital por otras razones:

  •  Se trata de una herramienta esencial para la mayoría de ensayos de packaging establecidos por estándares internacionales. Por ejemplo, para formar parte del programa ISTA Amazon es necesaria simulación con la máquina Drop Tester.
  • El equipo Drop Tester permite asimismo realizar simulaciones que cumplan con la normativa vigente respecto al transporte de mercancías.
  • Adquirir un Drop Tester para laboratorio de packaging propio proporciona múltiples ventajas. Entre ellas, permite independencia a la hora de realizar los ensayos, de modo que la empresa realice simulaciones exhaustivas y rigurosas cuando vea conveniente, sin depender de terceros.

Por este mismo motivo, un equipo propio también permite ahorrar tiempo en la realización de los ensayos.

Drop tester

Otras máquinas complementarias

La máquina de caída funciona de forma complementaria con otras máquinas para ofrecer datos precisos y caracterizar embalajes según estándares internacionales.

Por un lado, puede ir de la mano del Data Recorder, de la familia innRecord. Esta máquina, colocada en un camión, barco o avión, registra los movimientos que hacen peligrar las cargas durante el transporte (entre otros, las posibles caídas). Los datos quedan grabados en una tarjeta, que después puede colocarse en el equipo Drop Tester.

Basándose en los datos registrados por el equipo innRecord, la máquina Drop Tester es capaz de simular caídas similares a las que suceden durante el transporte

Además, el equipo Drop Tester se complementa con otras máquinas para realizar el protocolo ISTA AMAZON, cuyos requisitos serán vitales para continuar trabajando con el gigante del comercio electrónico en los próximos meses.

Para cumplir estos estándares, en Safe Load TT hemos diseñado el Amazon Lab. Se trata de un set de máquinas donde trabajan, junto al Drop Tester para laboratorio, otros cuatro equipos:

  • La máquina de Clamp, que mide la capacidad protectora de los paquetes expuestos a presiones horizontales y movimientos verticales durante su almacenamiento automático.
  • La máquina de impacto inclinado, que simula los golpes horizontales que pueden afectar a la carga durante su transporte y manipulación.
  • Un compresómetro, que prueba la resistencia a la compresión del paquete y al ensayo de Creep.

Una máquina de vibración vertical, que simula las vibraciones verticales que sufre la carga en transporte por carretera, tren, aire o mar, para prevenir sus efectos y proteger las mercancías transportadas.

Esta combinación de máquinas lleva a cabo procedimientos según los descritos en ISTA 6-Amazon.com-SIOC e ISTA 6-Amazon.com-Over-Boxing y resulta una opción perfecta para aquellos negocios que trabajan con Amazon y necesiten obtener la certificación de Frustration Free-Packaging de Amazon (Tier 1-FFP o Tier 2-SIOC).


 El equipo Drop Tester de Safe Load: por qué es diferente

Free fall simulation machines have been on the package testing market for years, but it wasn’t until 2016 that Safe Load TT developed its first prototype.

Las máquinas de simulación de caída libre están presentes en el mercado de las pruebas de embalaje desde hace años, pero Safe Load TT no crea su primer prototipo hasta 2016.

Nuestro equipo Drop Tester se diferencia de otros en que permite la automatización del proceso: además de realizar la prueba de embalaje de forma manual, nuestra máquina permite que se programe con antelación y se realice de forma automática.

Diseñamos el equipo de tal modo que la simulación se guie a través de una pantalla. De esta forma, el procedimiento se convierte en algo sencillo e intuitivo. Igualmente, el equipo Drop Tester está diseñado para que requiera de un mantenimiento ocasional y sencillo.

Además, en Safe Load TT siempre tratamos de ofrecer equipos adecuados a las necesidades de cada empresa, llegando a altos niveles de personalización en las máquinas. En este sentido, nuestra máquina Drop Tester dispone de dos modelos: un equipo para paquetería pequeña y uno para paquetes más grandes o palés, como se describe más arriba en el texto.

Es el caso de la máquina que construimos para ITENE, que se dedica a la tecnología de envases, la logística, el transporte y la movilidad.
Para su línea de investigación en embalaje, la empresa decidió adquirir en Safe Load TT un equipo Drop Tester. Después de analizar sus necesidades, en Safe Load TT fabricamos un modelo que soporta hasta 1.500 kg de peso y realiza simulaciones de hasta 2,2 metros

La investigación en embalaje y las simulaciones forman parte de la tecnología necesaria para el éxito de un negocio hoy en día.

Los más de 20 años de experiencia del equipo de Safe Load Testing Technologies nos avalan como expertos en este campo. Además, en cada nuevo caso, nos comprometemos a trabajar codo con codo con nuestros clientes para aportar soluciones personalizadas y adaptadas a sus necesidades concretas.

Ponte en contacto con nosotros para que empecemos a estudiar tu caso.